Miércoles 23 de Agosto de 2017

Monitor Presupuestario

De cada $ 100, la Nación destinó 11 centavos a sanear el Riachuelo

La Autoridad de Cuenca tiene un presupuesto para 2017 de 2.590 millones de pesos, lo que equivale al 0,1 por ciento de los gastos globales estimados por el Estado. De ese monto, hasta el miércoles pasado se ejecutaron $ 1.479 millones, es decir, el 57% de los fondos disponibles. Casi la totalidad de lo devengado corresponde a un préstamo internacional.

El 42 por ciento del presupuesto de Ambiente va a la ACUMAR.
Fondos externos vienen del Banco de Reconstrucción y Fomento.

Miércoles 02 de Agosto de 2017

Contando hasta el miércoles 26 de julio, la Autoridad de Cuenca Matanza Riachuelo (ACUMAR) ejecutó 1.479 millones de pesos por todo concepto. 

El monto equivale, por un lado, al 57 por ciento del presupuesto 2017 de la entidad, estimado en $ 2.590 millones.

Y, por el otro, representa el 0,1 por ciento de los gastos totales del Estado nacional, proyectados en 2,3 billones de pesos.

Si se tiene en cuenta que la Administración Central devengó 1,2 billones de pesos hasta la misma fecha, puede decirse que, de cada 100 pesos, la Nación destinó 11 centavos a sanear uno de los cursos de agua más contaminados del mundo

Programas Autoridad Cuenca Matanza Riachuelo (ACUMAR)

La ACUMAR administra tres programas, de los cuales el más importante, tanto en términos nominales como en nivel de actividad, es el denominado Desarrollo Sustentable de la Cuenca Matanza Riachuelo, una iniciativa que está financiada por el Banco Internacional de Reconstrucción y Fomento (BIRF).

Solo este ítem dispone de un presupuesto anual de 2.560 millones de pesos, el 98,8 por ciento de la partida global de la Autoridad de Cuenca. Y, de ese monto, hasta el 26 de julio se devengaron $ 1.475 millones.

Programa Desarrollo Sustentable de la Cuenta Matanza-Riachuelo (BIRF)

Dentro de este programa, el rubro destacado es el de las transferencias, que lleva devengado el 64 por ciento de su partida total (estimada en $ 2.258 millones), incluso por encima del nivel de ejecución de la ACUMAR y del propio Estado nacional, que en casi siete meses marca una performance del 54%.

Las transferencias, a su vez, se dividen entre las que están destinadas a financiar gastos corrientes y las que van a las erogaciones de capital

Y aquí aparece una particularidad: a diferencia de lo que ocurre en otras dependencias públicas, que muestran una preponderancia de los gastos corrientes (pago de sueldos por ejemplo) en detrimento de los de capital, la gestión 2017 de la ACUMAR marca el camino inverso

Es que las transferencias para gastos corrientes cuentan con un presupuesto total de $ 524 millones, de los que la Autoridad alcanzó a devengar solo el 4 por ciento hasta el 26 de julio

Y en la otra vereda, las transferencias para gastos de capital mostraron una ejecución del 80 por ciento de su partida, que asciende a 1.734 millones de pesos, lo que muestra que la gestión de los recursos está vinculada a obras públicas y de infraestructura dentro del programa integral de la Cuenca. 

Ejecución Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sustentable

En el organigrama nacional, la ACUMAR funciona bajo la órbita del Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sustentable. En materia presupuestaria, en tanto, las iniciativas de saneamiento del Riachuelo reciben el 42 por ciento de la partida total de la cartera, estimada en 6.098 millones de pesos. Y de ese monto, hasta el 26 de julio se devengaron $ 2.659 millones.

Pese a los niveles de ejecución de la Autoridad de Cuenca, el Ministerio de Ambiente es una de las jurisdicciones que menos movió su presupuesto

En rigor, el monto devengado equivale al 44 por ciento de su partida 2017, lo que coloca a la cartera por debajo del 54% promedio del resto de las reparticiones nacionales y al mismo nivel que la Jefatura de Gabinete y los ministerios de Modernización, Hacienda, Agroindustria y Ciencia.

Para más detalles sobre las evoluciones presupuestarias de las distintas áreas de la Administración nacional, click en Descargue el Monitor.

 
NEWSLETTER
APOC
EDITORIAL

Los chismes han ido ganando el espacio público, comenzaron en las plazas y calles, y llegaron a los diarios, a la radio y a la TV.

RADIO Y VIDEO

Entrar
Entrar