Río Negro.- El Tribunal de Cuentas de la Provincia de Río Negro exigió a un desempleado que mantiene un microemprendimiento productivo, un total de 16.996 pesos, ante la falta de rendición de un monto que se le entregó desde el Ministerio de Familia para la puesta en marcha de una producción avícola en el Valle Medio.

En la investigación sobre el expediente Nº 40.554/07 se declaró "no comprobada" la rendición de cuentas por 10.888 pesos de un aporte no reintegrable entregado para ese fin en el marco del Fondo de Desarrollo Solidario de Desocupados (FDSD).

Como consecuencia de ello se le exigió la devolución de la suma original más 6.108 pesos calculando intereses hasta el 31 de mayo. Los integrantes del tribunal, Carlos Malaspina, Pedro Casariego y Daniel Bossero, formularon una intimación para que en 10 días sea depositada la suma.

El órgano de control exige las rendiciones de cuentas a los responsables de distintas jurisdicciones en los Poderes del Estado Provincial, que se encuentran obligados en el marco de la Ley Nº 3.186 de Administración Financiera. Fuentes ministeriales indicaron que son pocos los casos de falta de rendición sobre un total de 400 aportes entregados en forma anual empleando el FDSD. El Fondo -creado por Ley N 3.239- se conforma con el aporte obligatorio de los agentes públicos en actividad que, a su vez, se encuentren percibiendo beneficios previsionales o de retiro. El otorgamiento de asistencia está orientado a aquellos teniendo preferentemente carga de familia, no cuenten con un puesto de trabajo remunerado y desarrollen proyectos productivos bajo esquemas de microemprendimientos asociativos, individuales, familiares y/o solidarios. La autoridad de aplicación es el Ministerio de Familia.