Se da cuando la diferencia entre gasto e ingresos tiene signo negativo.