Entre el 1º de enero y el 30 de abril de 2018, el Estado nacional ejecutó $847.817 millones y, de ese total, el 48,3% salió del Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social.

Esto quiere decir que casi la mitad del presupuesto devengado durante el primer cuatrimestre le correspondió a esa cartera, que administra jubilaciones, pensiones y asignaciones especiales, como la Universal por Hijo. 

En rigor, el área laboral ya gastó $409.789 millones sobre un crédito vigente de $ 1,3 billones.
En cuanto a la participación sobre los gastos totales, a Trabajo le siguen el Servicio de la Deuda Pública, y los ministerios de Educación y Seguridad. 

El área encargada de los compromisos con acreedores devengó $131.167 millones entre enero y abril, lo que representa el 15,4% de los desembolsos globales del Estado.

Por su parte, el Ministerio de Educación ejecutó en el mismo lapso unos $ 47.442 millones, que equivalen al 5,6% del total, mientras que Seguridad devengó $ 34.303 millones, es decir, el 4,04%.

Completando las jurisdicciones con más movimiento de presupuesto aparecen el Ministerio de Defensa, con algo más de $ 32 mil millones, y el de Transporte, con casi $ 31 mil millones.

 

Proporción de los gastos totales del Estado en el primer cuatrimestre.

 

Entonces, si se tomara como referencia un billete $100, para evaluar de qué manera la Nación reparte sus gastos, se obtiene que el Ministerio de Trabajo desembolsó $ 48,33; los Servicios de la Deuda Pública ascendieron a $ 15,47; la cartera de Educación ejecutó $ 5,59; la de Seguridad, $ 4,04; Defensa, $ 3,82; y Transporte 3,65.

Con sus performances, estas seis áreas suman unos $80,90 sobre aquel billete de 100 usado como ejemplo. Los $19,10 restantes son aportados por las otras 21 jurisdicciones, entre la que se destaca el Ministerio de Salud, que lleva ejecutados $ 14.686 millones en el primer cuatrimestre, monto que equivale a 1,73% de los gastos totales.

Números generales

Como ya se dijo, la Nación devengó $ 847.817 millones de pesos entre enero y abril. Si se toma en cuenta que el presupuesto total de gastos asciende a $ 2.879.324 millones (simplificado, casi $ 2,9 billones), puede concluirse que la Administración ejecutó el 29,4% de sus recursos en un lapso que representa el 33% del ejercicio.