La Subsecretaría de Acción Ciudadana tiene a su cargo el Programa de Fortalecimiento de la Descentralización que tiene como objetivo “adecuar y remodelar las sedes de los Centros de Gestión y Participación Comunal (CGPC)”. Sin embargo, un informe que realizó la Auditoría General de la Ciudad de Buenos Aires (AGBCA) reveló que no hay estudios “que permitan respaldar la selección de prioridades de las obras” ni “una definición de metas físicas”.

El objetivo principal del Programa 17 de Fortalecimiento de la Descentralización, es desconcentrar los servicios relacionados con las competencias establecidas en la Ley de comunas con el fin de acercar el gobierno a los barrios. Para lograrlo, se propuso “construir y poner en funcionamiento las nuevas sedes de los CGPC para incrementar la calidad y la eficiencia de los servicios prestados a los ciudadanos” y, además, “adecuar y remodelarlas a través de una distribución funcional de sus espacios”. De hecho se encararon tareas de construcción y remodelación de las sedes de los Centros de Gestión de las Comunas 2, 8, 9 10 13 y 15.

Pero, según expone la AGCBA en su trabajo de auditoría, aprobado este año sobre datos del 2009, “si bien se ha elaborado un informe que contempla diagnostico, necesidades y propuesta respecto del estado físico y de funcionalidad de cada CGPC, no se ha elaborado un estudio de criticidad de dicha información que permita respaldar la selección de prioridades con las que se han encarado las obras” que son objeto del Programa.

Ante esto, la Auditoría porteña sostuvo que pese a que "se han realizado importantes tareas que hacen a la presencia y acercamiento del Estado a los vecinos, no resulta posible que el equipo auditor se expida en términos de economía, eficacia y eficiencia, dada la inexistencia de elementos determinantes para ello”. Al respecto, el organismo de control señala que “la ausencia de un análisis de criticidad del estado físico de los CGPCs así como la definición de las metas físicas del programa presupuestario auditado, constituyen variables determinantes al momento de la evaluación de la gestión auditada” y que la falta de ambos “impide la emisión de una opinión fundada” del programa.

 

Presupuesto

A pesar de que uno de los objetivos del Programa 17 era construir y refaccionar sedes de CGPCs, los auditores observaron que para el 2009 se disminuyó en un 44,84% el presupuesto destinado al Programa, de $32.777.380 originales terminaron siendo $18.013.137. Además, el “devengamiento” de la partida presupuestaria para las construcciones fue de solo el 51%.