El Defensor del Pueblo dela Nación, Eduardo Mondino, demandó al Estado nacional para que se declare la nulidad, por ilegítimas, las últimas resoluciones que dieron lugar a facturaciones en las tarifas de energía eléctrica, que contienen valores irrazonables desde el punto de vista jurídico y económico, y que se deben considerar —en consecuencia— arbitrarios y manifiestamente ilegales, por contrariar principios elementales de justicia contenidos enla Constituciónnacional. 

 

 

En su accionar,la Defensoría Nacionalpidió la nulidad de las resoluciones Nº 1.169/08 y Nº 745/05 dela Secretaríade Energía, y sus modificatorias Nº 797/08, Nº 1.170/08, y las Nº 628/08 y Nº 654/08 dictadas por el Ente Nacional Regulador dela Electricidad, ya que "son contrarias al principio de razonabilidad establecido en el Art. 28 dela Constituciónnacional".

 

Paralelamente, Mondino, a fin de evitar el daño inminente e irreparable a los usuarios del servicio de energía eléctrica, pidió una medida cautelar para que en forma urgente, se disponga la suspensión de los efectos derivados de las resoluciones, y en consecuencia que las empresas distribuidoras de energía eléctrica de jurisdicción nacional EDESUR S.A., EDENOR S.A., y EDELAP, se abstengan de percibir las facturaciones emitidas mediante la aplicación de las resoluciones referidas.

 

Asimismo, solicitó se ordene a las empresas en cuestión, que se abstengan de efectuar cortes en el suministro de energía eléctrica motivado en la falta de pago de tales facturas.