Hasta el 22 de agosto se puede visitar la muestra tecnológica de Laura Nieves y Leo Núñez “Mano de Obra. Reflexiones sobre la maquinaria del trabajo” en El Obrador Centro Creativo, ubicado en Bartolomé Mitre 1670 en la Ciudad de Buenos Aires.

A partir de un recorrido de obras mecánicas, los artistas invitan a explorar la labor del cuerpo del trabajador como una materia prima más. “Para nosotros es un lujo poder hacer esta muestra”, sostuvo Nieves en conversación con El Auditor.info.

- ¿Cómo surge "Mano de Obra" y cómo llegan a El Obrador?

- Tanto Leo como yo venimos trabajando hace tiempo con la tecnología: él vinculado a la robótica y yo en la relación entre el cuerpo y la tecnología en latinoamérica, pero El Obrador nos abrió las puertas para materializar las ideas.

El nombre “Mano de Obra” representa la intervención de las maquinarias para dejar una huella. Muchos piensan que las obras tecnológicas tienen menos mano de obra, pero es todo lo contrario.

"Los artistas somos máquinas" (Laura Nieves)

- ¿Cómo conviven los artistas con la exigencia del cuerpo como máquina?

- Nosotros hacemos las obras y el montaje. Por eso una de las obras expuestas, “Máquinas trabajando”, habla de nosotros montando. Queremos mostrar que hay un montón de trabajo atrás, dejar registro de que hay mucho de esfuerzo detrás de cada pieza.

- Entonces el arte forma parte de este mismo sistema…

- Los artistas somos máquinas.

- Una de las obras plantea que el tiempo es dinero, ¿cómo afecta esta variable en su trabajo?

- Es difícil, porque si bien uno tiene momentos en los que puede hacer lo que quiere, para hacer eso hay que hacer otras que te den el lugar. De todas maneras, el foco del arte tecnológico no está pensado para ser vendido, entonces eso te da cierta libertad.

Por este motivo una de las satisfacciones que tenemos es poder hacer actividades con chicos en Espacio Nixso, porque ahí podemos hacer arte sin fines comerciales.

- ¿De qué se trata el espacio?

- Es un laboratorio en donde desarrollamos actividades tecnológicas atravesadas por el arte tanto para artistas como para chicos. Se trata de un galpón ubicado en Barracas, dentro de lo que antes era una fábrica, por lo que tiene un trasfondo industrial. Se siente.

 

Además de esta muestra, El Obrador ofrece talleres y charlas gratuitas durante las vacaciones de invierno. Para conocer las actividades, horarios e inscripciones, visitar la agenda cultural.