A partir de este trabajo de campo, que se basó en tres ejes, planificación institucional, capacitación y comunicación interna, se buscó medir las “necesidades y percepciones” del personal.

Para eso, participó el 70 % del personal de la AGCBA, entre ellos, empleados encargados de las tareas de supervisión, agente de campo y agentes de apoyo en las tareas de control.

Algunas conclusiones

De los empleados que realizan tareas de supervisión, el 85% opina que deberían modificarse algunos aspectos del proceso de planificación por medidas que apunten a la comunicación y coordinación entre sectores:

Aproximadamente la mitad del personal que realiza tareas de campo consideró que la capacitación recibida facilitó el desarrollo de sus tareas.

Mientras, que aquellos agentes con más de tres años de antigüedad consideraron que, “si bien las experiencias de capacitación fueron muy buenas, no se logró un cambio cualitativo” en cuanto a los objetivos de la actividad, que refleje un impacto sobre la tarea diaria.

Por otra parte, a casi todos los agentes de apoyo les interesaría participar en jornadas integradoras con distintas áreas, porque consideran que “falta visión de conjunto”.

Incluso, tanto los agentes de campo como los de apoyo creen que los mecanismos de comunicación interna son “poco adecuados”, así que propusieron desayunos de trabajo o jornadas integradoras, a fin de “escuchar las propuestas de los empleados y sus problemáticas”.