En el Congreso: Advirtió que el Gobierno busca silenciar los informes críticos dela Auditoría General

 

La oposición apeló a una síntesis cruda, casi dramática, para advertir sobre el peligro que, a su juicio, se cierne sobrela Auditoría Generaldela Nación(AGN). "El Gobierno pretende convertir a este organismo de control en un nuevo Indec", alertaron ayer representantes de los principales bloques legislativos de la oposición.

 

Diputados del radicalismo,la Coalición Cívica, Pro y Frejuli reaccionaron así ante la posibilidad de que el oficialismo recorte las facultades del presidente dela AGN, Leandro Despouy, de hacer públicos los informes que elabora ese organismo de control. La amenaza surgió tras el revuelo que se generó el mes pasado cuandoLA NACIONdifundió un informe que revelaba el posible pago de sobreprecios en una obra eléctrica en Santa Cruz.

 

El oficialismo -mayoría en el colegio de auditores dela AGN-rechazó que su intención fuera cercenar, de ahora en más, la difusión de las auditorías. "Una vez que los informes tienen las firmas de los auditores, inmediatamente son divulgados enla Web. Esono se modificará. Aquí no se pretende quitarle las facultades a nadie, sino que la tarea de difusión no la monopolice su presidente [Despouy]", explicó el auditor Oscar Lamberto aLA NACION. Enel mismo sentido se expresó su par, también oficialista, Javier Fernández.

 

La oposición, sin embargo, desconfía. Ayer montó nuevamente una puesta en escena conjunta para advertir quela AGNpodría seguir el camino de otros organismos de control cooptados por el oficialismo.

 

"Hay intentos [por parte del kirchnerismo] de desestabilizar y desplazar de su cargo al presidente dela AGN. Eloficialismo avanza sobre los organismos de control, busca acallar los medios de prensa y compra dirigentes políticos ante la posibilidad de que pierda las elecciones", sostuvo el jefe del bloque radical, Oscar Aguad (Córdoba).

 

"El Gobierno quiere vaciar de poder a los órganos de control para garantizarse impunidad", enfatizó Adrián Pérez (Coalición Cívica-Buenos Aires), a lo que Federico Pinedo (Pro-Capital) agregó: "Todos los informes deben ser difundidos por el principio de los actos de publicidad de gobierno".

 

El diputado Luis Lusquiños (Frejuli) advirtió sobre la existencia de "listas negras" para "cercenar la libertad y mutilar a los que piensan".

 

El enfrentamiento entre la oposición y el oficialismo en torno ala AGNse desató cuando se difundió un informe de auditoría que advertía sobre posibles sobreprecios de hasta el 48 por ciento en las obras de interconexión de la red eléctrica de alta tensión en el tramo Choele Choel-Pico Truncado, adjudicado a la empresa Electroingeniería.

 

Tal fue el revuelo que generó este informe que cuando el periodista Nelson Castro se hizo eco de él fue desplazado de Radio Del Plata, según su versión. Esa radio había sido adquirida por Electroingeniería.

 

La empresa constructora negó la posibilidad de sobreprecios en el tramo que señala el informe de auditoría y adujo que los costos están plenamente justificados. Los auditores oficialistas están convencidos de lo mismo, aunque aclararon que este añola AGNse abocará a investigar este punto, tal como estaba previsto.